Juan y Evelin construyeron una casa sustentable y son los #VecinosDestacados de la semana

Locales 03 de diciembre de 2018 Por
La semana pasada eligió compartir el espíritu de Juan y Eve en #VecinosDestacados. Ellos viven junto a su perra Frida y tienen una casa sustentable. Además, utilizan la bicicleta como medio de transporte diario y, en sus vacaciones, optan por el cicloturismo.   
thumbnail_IMG-20181130-WA0004

El Instituto para el Desarrollo Sustentable de Rafaela todas las semanas elige vecinos que se destacan por sus acciones sustentables y, esta vez, decidió entrevistar a Juan y Evelin. Ambos, viven en el barrio Belgrano y edificaron una casa pensada desde la sustentabilidad. 

 

Recordamos que todos los vecinos que quieran participar y contar sus acciones sustentables, lo pueden hacer todos los días vía Facebook o Instagram en el perfil del idsrafaela, vía mail a [email protected] o telefónica 504579.

 

 

Construir pensando en el ambiente

Evelin y Juan empezaron a construir su casa y, desde su inicio, quisieron que tenga el menor impacto ambiental posible. “Por las napas elevadas y para reutilizar el agua que usamos, decidimos poner un biodigestor”, contaron. Un biodigestor es un contenedor cerrado, hermético e impermeable dentro del cual se deposita el material orgánico a fermentar. Éste se diluye en agua, para que a través de la fermentación anaerobia, se produzca gas y fertilizantes orgánicos.

 

Evelin explicó: “Lo compramos al principio de año y, a nivel de costo, era muy similar a hacer un pozo negro. Tiene muchas ventajas: nos permite reutilizar el agua que desechamos para regar y, también, produce un barro que usa como fertilizante natural. Además, no necesitas vaciarlo nunca, ya que lo hace a través de unas cañerías que tiene incorporada”.

 

Juan y Evelin lo hicieron instalar hace dos meses por uno de los albañiles que les construyó la casa y están probando su funcionamiento. “Hasta el momento funciona muy bien, estamos muy contentos con la elección. Nos gusta porque una vez que las aguas servidas se desechan, las del lavarropas, baño o del lavado de platos, van al biodigestor y son tratadas por el dispositivo. Éste las filtra, las trata y salen listas para riego, sin contaminar al medio ambiente”.

 


Eficiencia energética como modo de ahorro

La pareja, a su vez, instaló un colector solar con capacidad de 200 litros para calentamiento de agua sanitaria. “Pensamos instalarlo para calentar toda el agua que necesitábamos en la casa. Además, la inversión se justifica porque permite disminuir los costos energéticos”, contaron. Juan, además, realizó el curso de Instaladores Solares lo que le permitió colocar el equipo él mismo.

 

Los vecinos agregaron sobre el cuidado energético: “Desde el momento cero en el que diseñamos la casa, pensamos en hacerla con paredes bien altas, para que los ambientes sean frescos sin la necesidad de incorporar otros tipos de refrigeración. Los dormitorios los hicimos en el piso de arriba porque, como el calor sube, en invierno iban a estar más calentitos que en las demás habitaciones”.

 

 

Un modo de vida sustentable

Juan y Eve, piensan sus acciones cotidianas a favor del ambiente. “También tenemos una huerta en el patio. Ahora que ya nos mudamos, le vamos a poner mucha más atención y cuidados”.

 

A su vez, los vecinos usan la bicicleta como medio de transporte para evitar vehículos motorizados. “Nos encanta viajar en bici también”, manifestó Eve. “Hacemos cicloturismo. Cuando nos vamos de viaje las llevamos en el auto y aprovechamos para viajar en los diferentes destinos por nuevos lugares. Nos fuimos a lugares como 7 lagos, en Bariloche, cruzamos los Andes pedaleando y ahora, en estas vacaciones, nos vamos a Córdoba.